LABORADANCE I: CARTAS DE AGRADECIMIENTO A PATSY KUPPE-MATT


Hasta la incorporación de Víctor López Carbajales como Gerente del Patronato Municipal de las Artes Escénicas y de la Imagen en abril de 2016, en el Centro de Danza de Zaragoza se desarrollaba el proyecto LABORADANCE. 

Al frente de este proyecto estaba Patsy Kuppe-Matt, quien ha ocupado en el Patronato los puestos de: Maestra de Baile y Directora en funciones del Ballet de Zaragoza y Técnico Cultural del Centro de Danza. LABORADANCE era un taller orientado a jóvenes bailarinas y bailarines que, contando con una formación previa, quisieran dedicarse profesionalmente a la danza. Se trataba de un proyecto público y gratuito, desempeñado con personal municipal, cumpliendo por tanto una función educativa, cultural y social. Gracias a LABORADANCE, muchos de sus participantes desarrollan su carrera en compañías de danza nacionales e internacionales. 

En nuestra opinión, la mejor forma de conocer este taller, los logros profesionales y académicos y las experiencias vividas es a través de las cartas dirigidas a Patsy Kuppe-Matt. 

Desde el Comité de empresa del PMAEI queremos y debemos compartir las palabras de reconocimiento, admiración, cariño y apoyo dedicadas a Patsy, palabras que son reflejo de una relación académica, profesional y, sobre todo, humana.

Es evidente que el mundo de la danza apuesta por la continuidad del buen hacer de esta trabajadora y de su proyecto público, sin ánimo de lucro, sin intereses particulares. 

Os dejamos con estas bellísimas cartas:

ANDRÉS GARCÍA MARTÍNEZ
Escribo esta carta con motivo de mi participación en Laboradance y mi apoyo para todas las actividades que organiza Patsy Kuppe-Matt.

Desde que conozco a la gran maestra que es Patsy (prácticamente toda mi vida dentro de la danza), ella siempre ha hecho todo lo posible por orientar y motivar con cariño, humildad, honestidad y disciplina a jóvenes bailarines para ayudarles a encontrar un camino donde utilizar al máximo sus cualidades; el cual me parece uno de los principales objetivos de este taller. La transición entre escuela y trabajo de forma profesional, es uno de los pasos más difíciles hoy en día, y es en este momento, que el apoyo de esta actividad me parece de gran importancia, ya que debido a su experiencia como profesora invitada en compañías de gran reconocimiento en toda Europa, Patsy es capaz de establecer conexiones y dar una bastante acertada opinión en la toma de decisiones en nuestra carrera.

He participado sólo en una de las ediciones del taller Laboradance, pero me brindó unas semanas de inspiración y trabajo magníficas:

·   Es un lugar de intercambio de experiencias entre todos los participantes, muy importante en esta profesión para abrirse a multitud de facetas y posibilidades que ofrece la danza.
·    Permite establecer una red de trabajo (en muchos casos también de amistad) entre varios jóvenes profesionales.
·      Es una plataforma de orientación profesional (incluso personal) para todo aquel que esté dispuesto a querer descubrir más aptitudes de uno mismo, y tal vez sus debilidades también.
·   Ofrece un tiempo de evasión entre periodos de trabajo, estudios o audiciones para reflexionar y relajarse a la vez que continuas con una buena preparación y formación.
·      En varios casos ha servido para nutrir de bailarines la compañía de danza LaMov, y viceversa, utilizar la labor de ésta y sus bailarines para transmitir experiencias a los participantes. Además de otras posibles salidas profesionales.
·   Favorece la visión y el conocimiento, tanto a nivel nacional como internacional, de la ciudad de Zaragoza como ciudad de un alto interés cultural, artístico y dancístico. En la edición que yo participé éramos bailarines en distintos puntos de nuestra carrera (provenientes de Conservatorios, escuelas privadas y universidades de estudios artísticos, bailarines autónomos en base de proyectos y en compañías fijas, trabajando ya o en temporada de audiciones), de diversas partes de España (Madrid, Zaragoza, Granada, Santander y País Vasco) y del extranjero (Italia, Francia, Japón y Alemania).

En mi opinión, Laboradance debería ser apoyado para poder continuar y ampliar la labor que ya hace Patsy, tan necesaria como generalmente olvidada. Si se juntan todos los bailarines que nuestra querida maestra y amiga conoce, ha ayudado, enseñado y orientado, podemos realizar una red de tal extensión de gente y conocimiento en el mundo de la danza que puede generar un punto de partida o de referencia muy importante e interesante para las generaciones de bailarines que están por venir con una querencia de muy buena formación.




ALEJANDRO DONAIRE HURTADO
Estimada Patsy,
desde la Asociación Granada en Danza y el Conservatorio Profesional de Danza “Reina Sofía de Granada”, queremos prestar todo nuestro apoyo a la continuidad del proyecto “LABORADANCE”. Proyecto desde con tu máxima implicación y apoyo, se ha orientado a tantos profesionales y jóvenes promesas del mundo de la danza, y gracias al cual hemos conseguido promocionar a muchos de nuestros alumnos, exportándolos a Escuelas Internacionales de prestigio, compañía de danza, ayudando considerablemente a una inserción laboral y real, en el mundo de la danza, donde los gobernantes españoles no contribuyen con ningún apoyo. Alumnos como por ejemplo Teresa Royo ó Javier González, son prueba evidente de ello.
 Expresamos por tanto que el proyecto “Laboradance” es muy útil a nivel social, pues atiendo a un potencial artístico español elitista y desprotegido.
 Recibe nuestro más sincero deseo de apoyo, y por supuesto muchos besos y abrazos, como merecedora de todo el cariño que la comunidad de la danza española te estima.
 Besos y abrazos sinceros,


ELIA LOZANO
Querida Patsy,
En referencia a los talleres municipales formativos de danza clásica y contemporánea, denominados LABORADANCE, tengo el placer de haber participado en ellos en calidad de coreógrafa y profesora en el año 2015, lo cual me otorga una posición de referencia para hablar sobre mi experiencia y mi humilde visión externa con perspectiva.
En mi opinión, para aquellos alumnos que acaban sus estudios de danza y están buscando trabajo profesional en compañías, LABORADANCE es una  útil propuesta para ofrecerles la posibilidad de bailar,prepararse variaciones para las audiciones, recoger y gestionar toda la experiencia y sabiduría de Patsy y otros colaboradores que como yo, trabajamos sin ánimo de lucro para mejorar la calidad de formación en la Danza y preservar nuestro Arte.
Espero que todos aquellos alumnos que se beneficiaron de estas enseñanzas consigan sus objetivos y haya servido a su más alta causa,expresar a través del cuerpo,todo un don.
Un abrazo fuerte Patsy,

GABRIELLA FOSCHI
TERPSICORE Asociación Cultural Centro Municipal de Cultura C/ Antonio Maura, 4 12001 CASTELLÓN Móvil 0034 - 627 018070 e-mail terpsicorecastellon@gmail.com
MARÍA GABRIELLA FOSCHI, con DNI AR4572255 como presidenta de la Asociación Cultural TERPSÍCORE, con domicilio en Castellón, calle Antonio Maura no 4, y C.I.F. G-12084539, inscrita en el Registro Nacional de Asociaciones con el número 65411, en el Registro de la Generalitat Valenciana A87-24 y en el Registro Provincial con el número 898.
DECLARO
Desde 1997 hemos podido contar con la valiosa colaboración de Pasty Kuppe Matt primero como maestra de baile y después como directora del Ballet de Zaragoza en dos importantes proyectos de ámbito Nacional e Internacional ,que cuentan con el apoyo Institucional de Ayuntamiento y Diputación de Castellón y Generalitat Valenciana:
La Convocatoria Nacional de Danza Ciudad de Castellón Premios Fundación Dávalos-Fletcher que este año llega a su 21 edición y
la Cita con la Danza Fib que ya cumple 19 años.
De estos proyectos ha nacido gracias precisamente a la colaboración del Centro de Danza de Zaragoza representado por Patsy Kuppe Matt el Taller “Obras Maestras del Siglo XX Y XXI”de Benicasim,(2006) y más tarde el proyecto Laboradance.
La colaboración se hecho constar debidamente en los carteles de presentación.
Patsy Kuppe Matt además de una extraordinaria profesional con un profundo conocimiento de las compañías y sus diferentes estilos, es una persona de una gran calidad humana que tras constatar las enormes dificultades de muchos jóvenes bailarines para acceder a la vida profesional ha conseguido a través de Laboradance hacer del Centro de Danza de Zaragoza un referente a nivel nacional consiguiendo que muchos jóvenes hayan podido beneficiarse de su asesoramiento y acceder finalmente su primer contrato laboral.
La situación de la Danza en nuestro país es muy difícil y faltan las estructuras necesarias para una normalización de la misma como profesión.
Proyectos como Laboradance tienen un valor social y cultural muy importante.
Por ello espero que quieran ustedes darle una adecuada consideración y hacer que no desaparezca un iniciativa tan valiosa y que ha dado tan buenos resultados.
Con nuestro más sincero agradecimiento por la colaboración recibida y para que conste a los efectos oportunos firmo la presente , en Castellón a 17 de marzo del año dos mil diecisiete .-------------------------------------------------------------------------------- -
Fdo.: GABRIELLA FOSCHI
Presidenta

JULIA BERGUA
Soy Julia Bergua, antigua alumna del Conservatorio Municipal Profesional de Danza de Zaragoza donde realicé los estudios de Enseñanzas profesionales, especialidad de Danza Clásica, y actualmente soy bailarina profesional en la Compañía del Stuttgart Ballet. En este escrito quiero destacar el gran trabajo que Patsy Kuppe Matt realiza con los bailarines. En mi caso personal, estoy bailando en una compañía de reconocido prestigio mundial, gracias a que ella, en el final de mis estudios en el Conservatorio, valoró mis posibilidades para ser profesional de la danza y, me dirigió y preparó para hacer el ingreso en la John Cranko School de Stuttgart. El trabajo en esta escuela durante dos cursos me reafirmó en intentar trabajar en una compañía como profesional, y realicé audición para entrar en el Stuttgarter Ballett. He dicho gracias a ella, porque si no hubiera sido por su buen ojo y su confianza en mí, que me desveló la oportunidad de seguir formándome para ser profesional en el extranjero, yo no hubiera seguido bailando al acabar mis estudios en Zaragoza. Aunque ella en el Conservatorio me dio clases esporádicamente, he tenido bastantes ocasiones para recibir muchos de sus conocimientos. Por ejemplo durante algunos de sus cursos de Laboradance en los que he coincidido y asistido mientras estaba de visita en Zaragoza. Este proyecto de Laboradance me parece una fantástica idea. Patsy es una maestra de baile muy apreciada por los bailarines de escuelas o compañías que han recibido sus clases, tiene muchas experiencias que compartir y por ello mucho que enseñar. Con Laboradance ella ayuda a muchos bailarines, que por ejemplo están haciendo audiciones para conseguir un contrato, y necesitan seguir tomando clases o perfeccionando la técnica. También ha traído a otros ex-alumnos del conservatorio para dar clases o hacer algún taller de danza contemporánea que refuerza este aspecto en los asistentes y da la ocasión para que estos ex-alumnos obtengan diferentes experiencias en esta profesión. Al desarrollarse en períodos concretos y no continuados en el año, se hace muy posible asistir a ellos. Se puede compaginar con otros trabajos o estudios al mismo tiempo. Es una pena que no se realice más. Es un proyecto novedoso, que nace en esta ciudad que debe seguir aportando valores al mundo de la danza, apreciado por los bailarines que han podido participar y que reciben la experiencia y el saber de una maestra y persona entregada. Porque Patsy desarrolla una labor de orientación que ayuda, que trabaja de maneras originales y divertidas, y que muestra su amor a la danza sin esperar nada a cambio. Lo repito, sería lamentable que no tuviera continuidad Laboradance.


GONZALO PRECIADO AZANZA
Mi experiencia en el taller “Laboradance” organizado por Patsy Kuppe-Loew es realmente gratificante. En mi caso asistí a este cursillo cuando me encontraba en mi último curso antes de graduarme en 2014 en el English National Ballet School de Londres, justo cuando necesitaba dar el paso entre estudiante y bailarín profesional, y este cursillo me sirvió de trampolín para ello, no solamente mejorando mi técnica sino también aclarando mis ideas para mi futuro como bailarín.
Por lo tanto recomiendo a todos aquellos bailarines que se encuentren en ese momento de su carrera que asistáis a este cursillo y os dejéis aconsejar por Patsy, una gran profesional que os ayudara a encontrar vuestro camino en el mundo de la danza.
Un saludo,
Gonzalo Preciado Azanza

TERESA ROYO
Querida Patsy:
Para empezar, te debo muchísimo, te estaré agradecida toda mi vida por todo lo que has hecho por mi desde que nos conocimos.
Siempre me has dado todo lo que tenias, desde el principio, sin pedirme nada a cambio has confiado en mi y me has brindado una energía que necesitaba.
Me devolviste el amor a la danza, las ganas de luchar y de seguir a delante en esta profesión tan dura, gracias a ti, aprendí el valor que tenía la danza en mi vida y porqué había decidido escoger este camino tan duro. Con personas como tu, el camino se volvió diferente.
No tuve ninguna duda en volver hacía a ti siempre que necesitaba ayuda, y así empecé a integrarme en los Labora dance. Hice unos cuantos, me encantaba la idea de volver a Zaragoza contigo, de aprender, de ponerme en forma, de dar y sobretodo recibir, lo que recibía de ti. El Labora dance ha sido un regalo maravilloso que recordaré siempre como una de las experiencias más enriquecedoras de mi vida.
Gracias a este taller también me descubrí a mi misma, a mi forma de bailar, mi personalidad como bailarina, y sobre lo que quería y quiero hacer en un futuro, me abrió las puertas a otra realidad sobre la danza que antes no percibía.
Y es así como no entiendo porque ha desaparecido esta maravillosa plataforma. Nos ha brindado, tanto a mi como a todas las personas que han pasado alguna vez por esta experiencia, una base solida, una confianza hacia nosotros y una seguridad que debería estar presente a día de hoy, hacia nuevas generaciones, dándoles tanto como tu nos has dado Patsy.
Sabes que te apoyo en todo lo que hagas, y siempre estaré para lo que haga falta, dejas huella Patsy, y eso es lo más importante de todo y por lo que debes de estar orgullosa.
Te quiero mucho, tu hijita Teresi.



ANTONIO AYESTA OLORTEGUI
Para mí el taller de Laboradance significó una oportunidad donde poder desarrollar mi inquietud de hacer coreografía. Contar con un grupo de jóvenes bailarines, con el cual pude desarrollar un pequeño trabajo coreográfico, fue una experiencia enriquecedora, pues no es fácil tener este tipo de oportunidades cuando uno está empezando o queriendo hacer corografía con varios bailarines.
Además la oportunidad también es para estos jóvenes bailarines, a quienes este tipo de actividades les benefician para entrenarse más e ir ganando experiencia, al trabajar con diferentes creadores y bailarines. Se genera una especie de rutina tipo compañía, lo cual es muy bueno para los bailarines para prepararlos hasta que encuentren trabajo.
Creo que talleres como Laboradance ayudan al mundo de la danza dando oportunidades tanto a posibles creadores como a jóvenes bailarines que quieren adquirir nuevas experiencias y ampliar su entrenamiento.

CLAUDIA FAUBEL SANCHIS
Para hablar del Laboradance se necesita hablar de Patsy. No se concibe una cosa sin la otra. Patsy es una persona desinteresada, que da sin esperar recibir nada a cambio, que se alimenta de ver a otras personas conseguir sus sueños, que se nutre del talento ajeno. Es una persona que dedica su vida a lo que ama, y lo que ama es la danza. Es una persona que nos ha ayudado a muchos de nosotros, cuando el sistema y sus normas nos han abandonado a la entrada del mundo laboral, que en la danza es una cosa complicada, muchas veces devastadora.
El Laboradance no es otra cosa, que una de las iniciativas de mi querida maestra Patsy para ayudar. Para ayudar a jóvenes bailarines que necesitan encontrar trabajo y se ven solos sin saber qué hacer, sin experiencia, sin saber dónde buscar, gastándose todos los ahorros en escuelas privadas para poder hacer al menos una clase de ballet decente al día.
El Laboradance ha recogido durante sus diversas ediciones a un gran número de jóvenes bailarines desorientados, a personas con ganas de aprender cosas nuevas, de experimentar nuevas formas de tomar una clase de ballet que se aleja mucho del estilo encorsetado de las escuelas. Se centra, en su mayor parte, en ayudar a bailarines a dar el salto al mundo profesional, ayudándoles a mejorar su grado de madurez en el movimiento, a descubrir su propia personalidad como artistas, a decidir entre las miles de posibilidades que una carrera en la danza supone, dándoles las claves para saber dónde audicionar dependiendo del estilo, de la predisposición física y los gustos de cada persona.
Patsy es quien hace todo esto posible, desde primera hora de la mañana con una clase de ballet única, continuando con una clase de puntas para las chicas y repertorio clásico, seguido de diversos talleres de creación contemporánea con nuevos coreógrafos que colaboran desinteresadamente. Cuando Laboradance finaliza, Patsy invierte todo su tiempo en crear una muestra abierta al público para dar a conocer esta iniciativa. También intenta ayudar a cada bailarín a redactar un buen currículum, realizando fotos y vídeos personalizados, asesorando para que se logre conseguir el mejor trabajo en la medida de las posibilidades y capacidades de cada uno.
En mi experiencia personal, el Laboradance ha sido algo que siempre ha cambiado mi vida de manera positiva. He disfrutado de experiencias inolvidables en Zaragoza, he crecido como bailarina en cada clase. Me he sentido apreciada y muy apoyada por Patsy. Con sus clases y su positividad siempre ha conseguido sacar lo mejor de mí, y me ha ayudado sin esperar nada a cambio, sin querer dinero, ni reconocimiento, sólo mi propia felicidad y ver mi sueño de ser bailarina convertido en realidad. Siempre voy a estar agradecida al Laboradance y a Patsy por creer en mí, por darme un sitio donde sentirme segura, por darme la fuerza para seguir adelante y el espíritu y la libertad de poder explotar mi personalidad y ser yo misma en cada movimiento, en cada clase, en cada variación. Gracias a todo esto, después de cada edición de Laboradance he conseguido trabajo, en compañías que me gustaban, que era lo que buscaba y quería para mi carrera. Y todo esto sucedió por este gran proyecto que me dio todo lo que necesitaba en ese momento, donde no tenía forma posible de prepararme físicamente para hacer audiciones, ni ahorros suficientes para pagar escuelas de alto nivel, ni nadie que se ofreciera a tenderme una mano para ayudarme de esta manera tan bonita y generosa.
Es una pena que no sea posible realizar más ediciones de Laboradance, porque es una iniciativa única que hace mucha falta en un país como España, que no potencia la danza, que tiene gente llena de talento y ganas de bailar y que desafortunadamente muchos no consiguen por falta de apoyo, falta de instituciones, falta de escuelas, falta de compañías, falta de puestos de trabajo y sobre todo por la existencia de ridículas leyes que no se ajustan ni comprenden una carrera en la danza y lo que eso conlleva. Hacen falta más proyectos como éstos hoy en día, más solidaridad hacia la gente que no tiene medios económicos, más personas como Patsy que ayuden a las nuevas generaciones a encontrar su sitio en éste difícil mundo artístico.
Estaré eternamente agradecida por todo lo que este taller ha significado en mi vida y por todo lo que he conseguido formando parte de él.
Claudia Faubel Sanchis

PABLO POLO
> Soy Pablo de Zaragoza, y a mi las pocas sesiones de Laboradance que pude recibir me gustaron mucho, me sirvieron para desconectar de lo cotidiano, probar cosas nuevas, y sobretodo a aprender a valorar y mejorar mucho ms los pequeos detalles que tiene bailar que, al fin y al cabo, son los que marcan la diferencia.
> Estara encantado de repetir :)

DAVID SERRANO CASTILLO
Patsy, te escribo por mi experiencia en Laboradance.
Para mi el paso por Laboradance ha sido importantisimo, por todo lo que he aprendido y por la gente que he conocido.
Aparte que nunca dejas de aprender, te ayuda a ver la danza de una manera diferente a como la veias antes. El cambio del conservatorio a pasar por laborandance es grande. Te ayuda a salir de la burbuja que te protege cuando estas en el conservatorio y te acerca un poco mas al mundo profesional. Te prepara a lo que esta por llegar, que es una compañía profesional.
Muy contento con el trabajo de Patsy que es excelente y con la gente con quien compartes el aula. Por que ha sido gente maravillosa y ademas se crea un ambiente muy trabajador.
Muchas gracias Patsy por todo.
PD: ojala puedas pasarte algun dia por Lamov:)

DARC BALLÓ CATEURA
"Aunque sólo tuve la oportunidad de gozar de la experiencia una vez, y además, por motivos laborales tuve que dejar el taller a medias, fueron unos días maravillosos.  Unas semanas llenas de energía, positivismo, técnica, coreografía, profesionalidad, procesos creativos y sobretodo, mucha danza y movimiento. Lo recomendaría a cualquiera y yo mismo seguiría acudiendo siempre que pudiera. Patsy es una grande de la danza clásica en España, no sólo por su experiencia y sabiduría, sino también por su plena entrega y absoluta dedicación. Espero que este proyecto siga dándose y creciendo. Un fuerte abrazo, Marc Balló."
Aprovecho para mandarte besos!!!!!

ROSA MARÍA MORENO FUENTES
Querida Patsy:
Con horror he recibido la terrible noticia de que su labor en LABORADANCE ZARAGOZA
peligra!!!!!!!!
Por mi parte, y me consta que también en nombre de INNUMERABLES compañeros y
alumnos le quiero hacer llegar todo el reconocimiento, apoyo y admiración que su labor y
su proyecto merecen!!!!
Quiero que sepa que no encuentro palabras para agradecer su labor para con las jóvenes
promesas españolas de la danza y para con la danza en España y extranjero!
Es un privilegio y un honor que usted haya elegido nuestro país como sede de su trabajo!
También es sorprendente, teniendo en cuenta que, precisamente aquí, existe una gran
escasez de centros especializados en la danza a tan elevado nivel de excelencia como el
que usted ha alcanzado con tanto esfuerzo, tesón y entrega.
Nos sentimos afortunados de disponer de acceso a su profesionalidad, capacidad y
compromiso con las instituciones de danza de toda España y extranjero, y de poder
disfrutar de su ayuda, orientación y sabiduría en el mundo profesional e internacional de la
danza actual.
Pertenezco a una generación de bailarines españoles que no dispuso de las
infraestructuras adecuadas para una formación de excelencia publica en este país, por
los que me vi obligada a emigrar al suyo, Alemania, para recibir de manera totalmente
gratuita una formación de licenciatura a todos los efectos. Esto me fue posible, gracias a
que en su país, la danza si está integrada como facultad en la universidad, y oferta
titulaciones universitarias a todos los efectos.
En mi caso, después de catorce años de estancia laboral continuada en Alemania,
habiendo formado parte como bailarina estable de numerosas compañías estatales de
danza, y gracias a usted, se me brindó la posibilidad de poder continuar mi trayectoria
retornando a mi patria como maestra de baile del internacionalmente reconocido Ballet de
Zaragoza. Para mi, fue una oportunidad única, una vuelta a casa por la puerta grande,
con la ilusión de que todo el esfuerzo realizado en el extranjero había merecido la pena, y
con un ardiente deseo de ayudar a la danza en España y aportar todo lo aprendido.
Sin embargo, y a pesar de su generosidad y entrega como directora del Ballet de
Zaragoza, pocos días después de mi comienzo en dicha institución, nos fue anunciado el
cierre irreversible de dicha compañía.
Se trataba de la única compañía estable en España que abarcaba las disciplinas de ballet
clásico. Para todos nosotros fue un impacto tan grave en nuestra trayectoria, que incluso
hoy me sigue pesando.
Sin embargo, querida Patsy, su amor por España, que desde hace tanto es ya también su
país, y su amor por la danza salieron victoriosos. Lejos de abandonar la lucha por la
danza e España, y en lugar de dedicarse a sus innumerables compromisos
internacionales, usted no volvió la espalda a la danza en España, sino que ha seguido
aportando un solución revolucionaria, especialmente novedosa y productiva como ha sido
desde hace ya tanto tiempo su famoso LABORADANCE, una especie de pista de
lanzamiento para nuevos talentos faltos de la dedicación que requiere su casuística
individual, y a los que usted les viene tendiendo la generosa mano de la experiencia.
Me consta que innumerables jóvenes de toda España han pasado por su
LABORADANCE en Zaragoza, consiguiendo que esta ciudad continuase siendo un lugar
vivo en el mundo de la danza clásica y neoclásica.
Un lugar creativo de intercambio e inspiración abierto a nuevos impulsos, y gracias a su
inmensa red de contactos, su talento para la mediación, su capacidad de convocatoria y
su cercanía a personalidades de máximo nivel como maestra invitada de las compañías
internacionales de danza de toda Europa, como Jose Carlos Martinez, Reid Anderson,
William Forsythe, y tantos otros, su LABORADANCE aumenta con cada convocatoria su
atractivo, valor y novedad.
Desde allí, gracias a su labor, han sido ubicados en facultades, compañías y escuelas
internacionales de danza, jóvenes españoles a los que se les abre un mundo de
posibilidades laborales inimaginables.
Jóvenes bailarines en busca de una oportunidad única de dedicarse profesionalmente a la
danza que llegaron a su LABORADANCE desde Granada, Valencia, Córdoba, Málaga,
Murcia, Cádiz, Almería, etc. ahora están trabajando o estudiando con éxito y haciendo su
sueño realidad, gracias a su labor orientadora, en una fase de la formación
extremadamente delicada y compleja.
Me son conocidos los siguientes casos en los últimos cinco años:
Obtienen plaza de estudios en Facultad de Música y Artes escénicas de Francfort:
Carmen Rodríguez
Maria Morillas
Teresa Alcazar
Félix Molinero
Maria Haro
En la Facultad Palucca Tanz Hochschule de Dresde:
Teresa
Fatima
Micaela
En la John Cranko School:
Javier González
QUERIDA PATSY, GRACIAS DE TODO CORAZON!!!!!
Con toda mi admiración y apoyo,
Rosario Maria Moreno Fuentes
Profesora de danza clásica del CPD Reina Sofia de Granada



MAR ANDRÉS FERNÁNDEZ
Desde el departamento de Danza Clásica de Granada, queremos mostrar nuestro apoyo al trabajo que Patsy  Kuppe-Löwe realiza en el Laboradance, ayudando a muchos jóvenes bailarines. Entre ellos se encuentran alumnos y alumnas de nuestro conservatorio que han encontrado gracias a su colaboración un lugar en escuelas internacionales de gran prestigio. 
Su trabajo tiene la misión de cubrir un espacio en la danza que no se encuentra en las escuelas oficiales, el paso de estudiante a profesional. Laboradance realiza una formación  personalizada con cada alumno que acude allí, preparándolo para enfrentarse al mundo laboral artístico. No debiera perderse un trabajo tan profesional y serio como el que ahí se realiza. 
Por todo esto queremos demostrar no sólo nuestro apoyo si no, nuestro agradecimiento al trabajo de Patsy Kuppe-Löwe.
Mar Andrés

DAVID VALLS
Que recuerdos! Creo que ese año en concreto fue el más especial de todos... me llevo momentos
inolvidables y gente increíble que admiro como artistas y como personas. Todas las clases,
ensayos, cuando nos grababas en video, cafés que nos tomábamos al salir del ensayo,
momentazos de risas contagiosas, coreografías de todo tipo, tener la oportunidad de hacer tu
propia coreografía y aprender de ello, etc Experiencias que nunca más se volverán a vivir... es una
pena la verdad!! Pero muchas gracias por todo Patsy Kuppe-Loew y por ser como eres!! Todo lo
vivido es gracias a ti! Te quiero mucho 😍 😙 😙
David Valls

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.